Alevín A vs. Pozuelo de Alarcón

Tropiezo en la gran trayectoria de nuestros chicos ante un sólido aspirante en la categoría.

Todos sabíamos de la importancia de este partido para el devenir de la competición dados los resultados que ambos venían atesorando durante los partidos previos. Las previsiones desde luego no defraudaron puesto que asistimos a un partido duro, tenso y muy emocionante.
Comenzó el partido con gran lucha en el centro del campo que poco a poco se fue tornando a mayor posesión y dominio por parte del equipo de Pozuelo ante la cual supimos estar férreos en defensa y bien colocados en todas nuestras demarcaciones.

Se sucedieron los ataques del contario sin demasiado peligro pero los nuestros no eran capaces de pasar de centro del campo encontrándose continuamente con un fuerte muro en su medular.
Su primer gol llegó tras el saque de una falta directa que nuestro portero no llegó a atajar. Aun así, el comportamiento de nuestros “rojos” no decayó en ningún momento y el partido se fue volviendo hacia nuestro lado pues los contarios empezaron a dejar huecos por las bandas que fuimos sabiendo aprovechar.

De esa manera por la banda derecha y tras una gran jugada de Javi, llegó una falta a nuestro favor en el minuto 25 de la primera parte. Berni fue el encargado de lanzarla al centro del área donde Dani tras controlar el balón supo enviarlo de gran disparo al fondo de la red para establecer un merecido empate antes del descanso.

Así las cosas, con nuestro entrenador expulsado en la grada por un comentario al árbitro, empezó la segunda parte como había acabado la anterior, con mejor juego y dominio de nuestros chicos que fueron capaces de llegar en varias ocasiones e incluso dar un poste en una gran jugada de Javi esta vez por la izquierda y provocar la expulsión de su portero tras atajar el balón con las manos fuera del área para evitar el que pudo ser nuestro segundo gol.

Pero el destino parecía estar escrito. Los nuestros iban a tener mala fortuna este día. El partido empezó a tornarse bronco, duro y en ocasiones algo violento fruto del nerviosismo y de la paridad en el marcador. El mal fario culmino en un desafortunado mal entendido entre nuestro portero y la defensa que trajo consigo el segundo gol de Pozuelo además de la lesión de nuestro portero que tuvo que ser sustituido por un defensa.

Era el minuto 48 y aun había tiempo para conseguir un mejor resultado, así que nuestros chicos siguieron trabajando, luchando cada balón y mereciendo algún premio más. Pero ellos ya tenían el partido donde querían solo tuvieron que aguantar con buen oficio hasta el pitido final para ganar un partido que tuvimos a nuestra merced y no pudimos sacar adelante.

No hay nada perdido, solo hemos fallado a domicilio contra los dos primeros clasificados y, por tanto, tan solo hay que ganarles en casa por un gol más cuando nos visiten, hecho que no se me antoja descabellado vistos los enfrentamientos. Solo hay que seguir creciendo y aprender de nuestros errores. Dejar los nervios en casa, no caer en provocaciones y ser más listos que el contrario puesto que calidad y pundonor tenemos de sobra.

CCR

Categorías Noticias