Infantil A vs. At. Villalba A

EN OCASIONES, EL RESULTADO, NO DEPENDE DEL ESFUERZO

Cronista SILVIA

Reportaje gráfico IVAN

¿Se puede jugar mejor  en un partido en el que te meten un gol que en otro partido en el que tu metes 11?. La respuesta sin duda es que sí.

Aunque el resultado de esta 5º jornada haya sido 1-0 favorable para el Atlético Vilalba “A” , los de Arroyo se dejaron la piel en un encuentro que todos; padres, jugadores y el propio técnico, insistían en calificar como difícil, competitivo y lleno de buen juego. “Este es mi equipo, no el del 11-0”, alentaba Arroyo a sus chavales al finalizar el partido. Con ello, imaginamos, que se estaba refiriendo al valor que los chicos habían demostrado ante un gran adversario y al buen juego que habían demostrado independientemente del resultado final.

En los primeros 15 minutos de partido nuestros chicos estaban nerviosos; quizás les imponía saber que el contrario iba el primero en la clasificación y que acumulaba una media muy elevada de goles por partido jugado. Tras las primeras carreras y ya cada uno en su posición, los de Electrocor contaron con  una sólida defensa, un rápido ataque y medio campo bien coordinados.

En este tiempo el juego no estuvo exento de tiros a ambas puertas que los guardametas, con Viñals en la portería del Electrocor, despejaron sin mayor dificultad.

Nuestra gran oportunidad, en esta primera parte, llegó en el minuto 25 cuando después de una gran jugada será Javi el que tire a puerta. Cuando las gradas ya se habían levantado para celebrar el gol, la mala fortuna hizo que el balón adquiriese una trayectoria inesperada terminando en el poste, a lo que siguieron hasta otros tres disparos que, a idéntico número de rechaces, fueron finalmente solventados por los muchos defensas que en esa jugada terminaron acumulándose en el área. Las oportunidades de gol, por parte del Electrocor, se iban terminando en esta primera parte en la que el árbitro no pitó ni una sola falta a nuestro favor.

Durante la segunda parte el Electrocor ha seguido “sujetando” al Atlético Villalba que continuó con la misma fuerza y el mismo buen juego que en la primera parte. Menos oportunidades de gol para nosotros y una jugada afortunada del contrario que logra encajar el 1-0, a cinco minutos del final, dejando a nuestros jugadores descorazonados y reconociendo algunos de ellos que se sentían “dolidos y decepcionados” por el resultado final; fruto más de la mala fortuna que de cualquier superioridad por parte del contrario.

Para levantar los ánimos, Arroyo quiso dejar claro a sus jugadores que “hoy nos han enseñado quienes son futbolísticamente; con un comportamiento espectacular, demostrando ganas y lo bien que saben y pueden jugar y competir”.

A nosotros, los que lo vemos desde la barrera, nos gusta buscar el sentido a las cosas. El aprendizaje de este encuentro está claro, chicos…lo más importante es aprender a superar la frustración y reconocer que, en ocasiones, el resultado, no depende del esfuerzo.

Quién sabe si la lección más importante que os habéis llevado en este partido es esa que comenta vuestro entrenador: “lo bien que sabéis jugar y lo excelentes competidores que sois”.

Categorías Infantil Noticias