Infantil A vs. Nothingham

Nos tocaba jugar a las 4 de la tarde y había dudas de cómo sentaría el horario. La primera consigna del míster era que no podíamos encajar ningún gol en los 5 primeros minutos. Se consiguió por poco, pero sirvió para que defensivamente el equipo estuviese muy enchufado. Al descanso el resultado era de 2 a 0, a pesar de su mayor poderío físico.

 

En el descanso llego la segunda consigna: hay que tirar 10 veces a puerta. Dicho y hecho. Nada más comenzar el segundo tiempo tiro al palo, gol y un posible penalti que el árbitro no vio. Los contrarios marcaron tres goles más,  pero el equipo siguió luchando y al final del partido volvió a marcar el 5 – 2 definitivo-

 

Después de lo visto me surge una pregunta. ¿Por qué frente a un rival potente somos capaces de hacerles sufrir y frente a un rival menos potente nos dejamos golear?

Animo que pronto llegará la victoria.

 

 

Categorías Infantil Noticias