Prebenjamin B vs. TGC

Afrontábamos esta cuarta y última jornada de la clasificación, con la alegría todavía fresca, de nuestra primera victoria, cosechada hace dos semanas.

Empezó el partido, y nuestros chic@s, nos querían demostrar que la primera victoria no fue casualidad, y empezaron el partido, con combinaciones en nuestro propio campo, y presión al rival, que no podía realizar ningún tipo de jugada. Fruto de esta presión tuvimos un primer mano a mano de Miguel, que fue parado por su portero, pero en nuestro segundo contraataque, Pablo definió de forma genial su duelo con el portero. A partir de ahí, el partido estuvo controlado, robábamos el balón con rapidez, y LO INTENTABAMOS JUGAR. En el segundo cuarto, y gracias a esta presión, Héctor se volvió a plantar solo ante el portero, que no pudo hacer más que ver como el balón entraba en la portería. En este segundo cuarto gozamos de varias ocasiones mas (Eva, Miguel, Pablo, Fernando), que no fuimos capaces de materializar, pero que al menos, éramos capaces de crear (quien nos lo iba a decir hace 5-6 semanas!!!!)

En el tercer cuarto, se noto la relajación de los chi@s, que se saldó con algún ocasión mas, pero se vieron contagiados por el juego desordenado del rival.

En el último cuarto, volvieron las oportunidades, y el juego colectivo, no concediendo ninguno de nuestros cierres (tanto Raúl como Héctor) ninguna ocasión  a nuestros rivales, y la única que tuvieron, fue bien atajada por Jaime.

En otra jugada de “toque”, el balón centrado a Pablo por parte de Miguel, acabo con el 3 a 0, resultado con el finalizaría el encuentro.

Me gustaría terminar este comentario, AGRADECIENDO a Juan (nuestro entrenador), y demás miembros del cuerpo técnico, el esfuerzo que realizan con nuestros hij@s, que está dando sus frutos a nivel deportivo (cada vez se les ve más seguros en el campo), y personal (están consiguiendo que la complicidad entre los chic@s cada vez sea mayor), ya no tienen miedo a jugar el balón, han dejado de correr como pollos sin cabeza (no siempre…), y hasta a Pablito, se le ha quitado el miedo de ir al choque, y se ha convertido en el Pichichi del equipo con 5 goles (quien nos lo  iba a decir, viéndole chupándose el dedillo y con esos ojos de asombro al ver las gradas con gente, cuando el árbitro pitó el inicio del primer partido en Navalcarbón)

Esto nos debería hacer reflexionar a los padres sobre el compromiso que adquirimos al iniciar esta “aventura”. Estas personas dedican un gran número de sus horas a nuestro equipo (con el esfuerzo que esto supone), horas que podrían dedicar a sus labores profesionales o personales, y nosotros deberíamos intentar devolvérselo, esforzándonos que el trabajo que intentan hacer sea completo, sé que es duro compaginar todas las actividades de nuestros hij@s, pero cuando elegimos formar parte de este club, sabíamos el esfuerzo que iba a suponer ir a entrenar miércoles y viernes, y realmente ( al menos en mi opinión), me parece que podemos tener más en cuenta el esfuerzo que ellos hacen, que los miércoles se junten con sólo 4 ó 5 jugadores, imposibilitándoles llevar a cabo una labor más completa.

GRACIAS CHICOS……Y AHORA A POR LA LIGUILLA.

 

Categorías Noticias Prebenjamín